Supermax Supermercados

El diputado confesó que fue abusado cuando tenía esa edad y que sabe "que sucedió y que fue un familiar".

[FRASEDESTACADA1]

El diputado del Frente Para la Victoria no para de llamar la atención. Ya sea por su pasado amorosa con Vicky Xipolitakis o su amistad con Moria Casán, su figura en los medios se mantiene presente. Ahora, volvió a ser noticia de la mano de sus ya conocidos problemas con la droga, pero a partir de una confesión de índole sexual.

 

Es que, esta vez, el dirigente se puso más serio al hablar de su vida y reveló en una entrevista que fue abusado a los cuatro años junto a uno de sus ocho hermanos. Sin embargo, aclaró que  no tiene en claro quién y cómo fue aquella situación,  pero "sabe que sucedió y que fue un familiar".

 

"Toda mi vida se repitió esa sensación de muerte, de tristeza, de angustia, de 'por qué me hacés esto'. Por distintas cosas. Acá fue un abuso, después fue vicio, después peleas, abandonos, violencia", contó Ottavis en la entrevista, que fue concedida a la revista Playboy.

 

Según explicó, el haber sido abusado le trajo un sinfín de problemas: "Esa sensación de desesperación tiene un ruido, un gusto, es una sensación que me viene antes de dormir. Hasta los 16 años, mi papá dormía conmigo. Si no, no me dormía".

 

También detalló que esa necesidad de dormir acompañado lo persigue hasta el día de hoy. "Yo solamente me podía dormir en contacto con alguien. Es un tema que hasta hoy me persigue. Me dormí con mi viejo durante mucho tiempo y después, bueno, las mujeres", señaló.

 

Y continuó: "Durante 10 años tomé un litro y medio de whisky por día, para ver si podía ir generando el sueño. Empezaba a la mañana, entonces, a las 10 de la noche, tenía que caerme. Lo que yo no podía era ejercer la acostada. Y elegía no tomar la pastilla para dormir. Entonces, con el whisky, yo, durante un día entero, capaz al final, me dormía".

 

Sin embargo, Ottavis reconoce que hubiera funcionado mejor sin el alcohol, pero que eso le generaba "sensación de alegría y placer", hasta que hace un año y medio conoció lo que él pensó que podía ser "una solución a sus problemas": la cocaína.

 

"Mi gran problema no era el whisky, era no dormir. Tampoco tenía que buscarme una mina, porque no tenía miedo: no tenía que dormir", aseguró, sobre su experiencia al consumir esa droga.

 

 

¿Que opinás ?
Registrando voto...
    Ud. ya ha opinado el artículo
    Comparta con amigos
    Publicite con Corrientes al Día
    Comentarios

     

    Vamos Para Adelante
    Aguas de Corrientes... Desde ahora podes Imprimí tu factura desde tu computadora
    Siempre respeta las señales viales
    Diorama - Revista de Cultura