Supermax Supermercados

La Municipalidad ofreció este miércoles a los visitantes el brebaje para ahuyentar los males de invierno. La jornada fue acompañada por músicos chamameceros que ejecutaron un amplio repertorio. “Como funcionarios es fundamental apoyar nuestras costumbres para que las generaciones futuras no se olviden de sus raíces”, afirmó el viceintendente, Emilio Lanari.

[FRASEDESTACADA1]

La Municipalidad de la Ciudad Corrientes (MCC) ofreció este miércoles la tradicional degustación de caña con ruda para ahuyentar los males del invierno. Durante la jornada, desarrollada en la Casa Molina, los vecinos y turistas degustaron de la bebida y de la actuación de músicos chamameceros.

 

En la oportunidad, el viceintendente, Emilio Lanari, remarcó la importancia de acompañar las tradiciones correntinas y afirmó que “como funcionarios es fundamental apoyar nuestras costumbres para que las generaciones futuras no se olviden de sus raíces, porque el que se olvida de sus raíces construye un futuro débil”.

 

En la jornada la música chamamecera estuvo presente en la voz de María Alicia Entivero, junto con Gabriel Torres en bandoneón. Además los visitantes tuvieron la oportunidad de recorrer las instalaciones del edificio histórico, que forma parte del patrimonio cultural de la ciudad.

 

TRADICIÓN

 

Tomar caña con ruda en ayunas, el primer día de agosto, es un ritual ancestral para alejar los maleficios y atraer salud y suerte. La tradición más enraizada asegura que de esta manera se espantan los males del invierno.

 

La creencia se fundamenta en que en el mes agosto se producían muchas muertes en la población y el ganado, como consecuencia del crudo frío de julio. De ahí el famoso dicho “julio los prepara y agosto se los lleva”. Para poder sortear esos infortunios, los pueblos originarios crearon un remedio natural: la caña con ruda macho.

 

 

 

 

¿Que opinás ?
Registrando voto...
    Ud. ya ha opinado el artículo
    Comparta con amigos
    Publicite con Corrientes al Día
    Comentarios

     

    Diorama - Revista de Cultura