Supermax Supermercados

El intendente capitalino recorrió este viernes el área en que ya iniciaron las obras para la recuperación de toda la avenida. Las tareas prevén la instalación de unos 30 tubos de 1,70 y 2 metros de diámetro y 14 metros de largo que permitirán la reconstrucción de unos 550 metros de desagüe. La inversión municipal asciende a los 45 millones de pesos. “Empezamos esta obra tantas veces postergada y muy necesaria para la ciudad. Buscamos asegurar el drenaje pluvial y darle seguridad a los vecinos”, destacó Tassano.

[FRASEDESTACADA1]

El intendente Eduardo Tassano recorrió este viernes al mediodía, la avenida Jorge Romero, donde la Municipalidad de la Ciudad de Corrientes (MCC) dio inicio a las primeras tareas de reconstrucción pluvial.

 

En la zona, se instalarán unos 30 tubos reforzados que cubrirán 500 metros de desagüe, con una inversión inicial de 45 millones de pesos para refuncionalizar la avenida. “Empezamos esta obra tantas veces postergada y muy necesaria para la ciudad. Buscamos asegurar el drenaje pluvial y darle seguridad a los vecinos”, destacó Tassano.

 

El intendente remarcó la importancia de la obra ya que “conecta muchos barrios de la ciudad, y por la magnitud del cráter que se formó en el pavimento es muy importante para nosotros solucionar este tema. En algún momento vamos a refuncionalizar esta avenida”.

 

En el lugar, la Secretaría de Infraestructura tiene previsto la colocación de 30 tubos de 14 metros de largo, con diámetros de 1,70 y 2 metros. Son de poliéster reforzado con fibra de vidrio (PRFV) y al ser resistentes a la corrosión, estas tuberías se convierten en el material ideal para sistemas de suministro de agua a alta presión o gravedad.

 

Al respecto, el secretario de Infraestructura Nicolás Diez dio detalles sobre la ejecución de los trabajos “Esta es una obra por administración hecha por técnicos, profesionales y operarios municipales. Es el primer paso para reparar la avenida Romero. Dimos comienzo al bypass por calle Madariaga, que va a permitir que el agua desemboque en el arroyo Limita y, de ahí, al Paraná”.

 

El esquema de obra prevé dos salidas para los pluviales: una bajo calle Madariaga y otra bajo la propia avenida Romero, lo que permitirá distribuir los caudales de agua y aliviar los anegamientos ante lluvias. Una vez culminado ese desvío, se comenzará a trabajar en seco sobre el pozo de la avenida Romero. Las obras son de vital importancia, ya que por ese ducto desaguan los líquidos de unos 25 barrios del suroeste de la ciudad.

 

 

 

 

¿Que opinás ?
Registrando voto...
    Ud. ya ha opinado el artículo
    Comparta con amigos
    Publicite con Corrientes al Día
    Comentarios