La Federación Empresarial de Corrientes acercó al ministro de Industria, Trabajo y Comercio, Raúl Schiavi, un estudio del nivel de actividad económica en la provincia que detalla las consecuencias de la cuarentena provocada por el coronavirus Covid-19 durante el mes pasado. El 44% de los consultados tiene a todo su personal trabajando.

[FRASEDESTACADA1]

La cuarentena definida como consecuencia de la pandemia del coronavirus Covid-19 impactó de manera negativa en el sector privado de la provincia de Corrientes, como también sucedió en el resto del país. Una encuesta de la Federación Empresarial de Corrientes (FECORR) sobre el nivel de actividad económica de la provincia durante abril da cuenta de ello y detalla el 85% experimentó una caída de ventas en comparación con el mismo mes del 2019, el 11% se mantuvo igual y “el 4% logró una variación positiva”.

 

El ministro de Industria, Trabajo y Comercio, Raúl Schiavi, en clave de vinculación público-privada, solicitó colaboración a las instituciones que representan a las empresas, industrias y comercios de la provincia para contar con datos fehacientes de la situación de esos sectores mientras, a la par, desde la cartera elaboran sus propias estadísticas. El objetivo es contar con el mayor número de casos para contrastarlos y unificarlos para poder reflejar el impacto de la pandemia en el sector privado de Corrientes.

 

EL ESTUDIO

Desde la FECORR enviaron al ministro Schiavi los resultados de las encuestas realizadas, las cuales se realizaron en un 93% a empresas de la ciudad de Corrientes, 4% de Mercedes y 4% de San Roque. En total abordaron 11 sectores: Agropecuaria / Agroindustria (11%); Comercio / Distribución (19%); Construcción (15%); Desarrollo de Software (4%); Estaciones de servicio (4%); Gastronomía (4%); Hotelería (4%); Inmobiliarias (11%); Minería (7%); Servicios (19%) y el sector Textil (4%).

 

Ante la pregunta “¿Cuál es el porcentaje de variación de sus ventas del mes de abril en comparación con abril/2019?”, desde la institución indicaron que “del total de los encuestados, el 85% tuvo una variación negativa en sus ventas cuando se compara abril de este año con abril del 2019. Por otro lado, el 11% se mantuvo igual y el 4% logró una variación positiva”.

 

El informe detalla también que el 31% de los encuestados -la mayoría- considera que su empresa va a alcanzar los niveles de venta que tenía a esta altura el año pasado en cuatro o seis meses. En tanto que el 24% opinó que eso sucederá de diez a doce meses; el 21% señaló que ese efecto se dará de uno a cuatro meses; 14% en más de doce meses y el 10% que lo logrará en siete o nueve meses.

 

Por otro lado, el 14% de las empresas consultadas admitió que tiene problemas o demoras para comprar insumos o materia prima; el 21% sostuvo que no experimenta inconvenientes en ese sentido y el 66% reconoce problemas de abastecimiento, pero afirma que pueden trabajar igual.

 

En lo que respecta a la presencia del personal en las empresas, desde los 11 sectores consultados indicaron que el 44% tiene al total de sus empleados trabajando; el 26% tiene activos a más de la mitad de plantel; el 15% trabaja con el cincuenta por ciento de sus empleados; un 7% tiene a menos de la mitad y otro 7% tiene inactivos a sus empleados.

 

El 62% de los empresarios que forman parte de la encuesta abonaron el total de sueldos y jornales de abril. En tanto que el 17% pagó más del cincuenta por ciento; el 15% cumplió con la mitad de sus responsabilidades salariales y solo el 6% abonó menos de la mitad.

 

De la crítica situación vivida por el sector privado de Corrientes, el 36% acudió a fondos propios para saldar sus obligaciones patronales; el 24% acudió a la línea de crédito al 24% otorgada por el Banco Central de la República Argentina; el 20% de cobijó en el programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción ofrecida por el Gobierno nacional; un 8% acudió a la banca privada; otro 8% a la banca pública y un 4% se apoyó de manera mixta.

 

Durante la cuarentena, a nivel nacional fueron muchas las empresas que esgrimieron complicaciones con los pagos a través de cheques; sin embargo, en la provincia, de acuerdo al relevamiento de la FECORR, la mayoría no padeció este inconveniente. El 63% no tuvo cheques rechazados en abril; el 30% tuvo menos del cincuenta por ciento de pagos rebotados y el 7% padeció más del cincuenta por ciento de cheques rechazados.

 

Otra de las situaciones que contempló el estudio de la FECORR tiene que ver con el pago de servicios públicos, y de las empresas interrogadas de tres ciudades correntinas, el 72% pudo abonar luz, gas y agua corriente, entre otras. El 28% respondió que no pudo hacerlo.

 

Del 28% que no pudo afrontar los pagos de servicios públicos, el 88% contestó que no pudo abonar la luz y el 13% el agua.

 

En lo que respecta al pago de impuestos (IVA, Ganancias, IIBB, débitos y créditos bancarios, etc.), durante abril, el 55% pudo abonarlos y el 45% admitió que no.

 

Del 45% que no pagó impuestos, el grueso indicó que no abonó aportes y contribuciones; un 17% el IVA; otro 17% el IIBB; 8% los municipales; 8% Ganancias y el 8% restante todos.

¿Que opinás ?
Registrando voto...
    Ud. ya ha opinado el artículo
    Comparta con amigos
    Comentarios