El fin de semana se estrenó el evento en homenaje a  Zini que contó con varios momentos de profunda emoción en reconocimiento a su gran legado musical y espiritual. Desde el Teatro Oficial Juan de Vera se emitió a través de los canales locales para toda la región y desde las plataformas de gobierno para el mundo una entrega de gran despliegue artístico y calidad.

[FRASEDESTACADA1]

“Ñandé Julián…Nuestro Julián” se estrenó en la noche del sábado y contó con la participación de Rosita Leiva, Mario Bofill, Julio Cáceres y Santiago “Bocha” Sheridan, entre otros importantes artistas. El evento que venía siendo anunciado durante la semana dejó varias sorpresas emocionantes que reflejan el despliegue artístico de la propuesta y la importancia de la obra de Julián Zini en el acervo cultural correntino.

 

Dos de los momentos centrales de la velada estuvieron protagonizados por regalos preparados para el religioso antes de partir. Uno de ellos fue protagonizado por el propio Papa cuando desde el escenario, el conductor Luis Moulin, leyó el texto escrito de puño y letra por el mismo Francisco que resalta a Julián como; “Uno de los grandes Poetas del Pueblo, Creador de canto, de vida, de belleza”.

 

También el afamado creador de bastones presidenciales, el platero Juan Carlos Pallarols, presentó una rosa tallada a mano y hecha con balas utilizadas en la guerra de las islas Malvinas como obsequio al profeta que acuñó la causa Malvinas. La sentida ofrenda ya se encuentra en Corrientes y según indicaron desde el gobierno provincial será parte del patrimonio del Museo del Chamamé.

 

El repertorio musical tuvo como protagonistas a sus colegas y compañeros durante buena parte de su vida artística como; Mario Bofill, Julio Cáceres, Santiago “Bocha” Sheridan y Rosita Leiva, que unieron su canto para elevar a las alturas la gratitud a la herencia guaranítica de Zini, a través de su música y espiritualidad.

 

El recorrido del cancionero se inició con Julio y Nicolás Cáceres, que entonaron juntos “Neike Chamigo”. Rosita Leiva se sumó junto a su hija Esperanza para compartir la letra de “Niña del ñangapirí”. Mario y Chingoli Bofill junto a Luli Fernández, una joven signada por el Paí Julián en sus últimos tiempos, interpretaron María de Itatí y fue Santiago “Bocha” Sheridan el encargado de dedicar sus Flores del Alma al profeta correntino.

 

A su vez, el gobernador Gustavo Valdés también envió un mensaje a todo el pueblo chamamecero admirador de la obra de Zini y destacó el valor que ha tenido para nuestra cultura anunciando que en el nuevo Centro Administrativo pronto a inaugurarse, se impondrá el nombre de Julian Zini al moderno Anfiteatro que tendrá capacidad para más 400 personas.

 

El cierre emocionante fue protagonizado por todos los artistas convocados para el homenaje con la entonación de “Nuestros sueños y la distancia” cumpliendo sin dudas con el sueño de Julián de volver cada vez que su pueblo lo recuerde como lluvia de fe y hermandad.

 

Ñandé Julián, el Homenaje al Paí del Pueblo, estuvo pensado para que Zini pudiera disfrutarlo en vida, aunque su ausencia física no doblegó los esfuerzos de sus amigos chamameceros por compartir su obra con la tierra guaranítica que tanto supo amar.

¿Que opinás ?
Registrando voto...
    Ud. ya ha opinado el artículo
    Comparta con amigos
    Publicite con Corrientes al Día
    Comentarios