La Universidad Nacional del Nordeste aprobó la asignación de 700 nuevas becas de conectividad y 200 becas de comedor, con lo que totalizan 1488 las ayudas para conectividad y 1.400 de comedor entregadas este año. “Estas becas tuvieron un rol clave en atenuar el impacto de la emergencia sanitaria y económica en los estudiantes, en especial los que están lejos de sus ciudades de origen” explicó el Secretario General de Asuntos Sociales de la UNNE, Eduardo Cibils.

[FRASEDESTACADA1]

A principios de 2020, como cada año, la UNNE inició los procesos habituales de su Programa de Becas Estudiantiles cuya asignación se concretó tras la irrupción de La emergencia sanitaria.

 

Entre las distintas becas entregadas, las becas de Comedor terminaron cobrando mayor relevancia en el contexto de pandemia como ayuda a los estudiantes, complementadas además con la decisión de la Universidad de reabrir sus comedores en medio de las medidas de aislamiento social, preventivo y obligatorio, en atención de las necesidades multiplicadas por la emergencia.

 

En el contexto pandemia, también resultó pertinente la decisión de implementación del “Programa Becas Conectar UNNE”, una beca de conectividad a la que accedieron cerca de 800 estudiantes, y representó un apoyo institucional para poder utilizar la modalidad virtual y continuar con el ciclo lectivo 2020.

 

Pero ante la continuidad de las medidas por la pandemia, a principios de septiembre la UNNE habilitó a principios de septiembre una segunda etapa de inscripción a las becas de Conectividad y Comedor.

 

En ese sentido, recientemente se aprobó la nómina de casi 700 nuevos beneficiarios de becas de Conectividad y 200 de la beca de Comedor.

 

Así, entre las dos convocatorias del año se acreditaron en total 1.488 becas para conectividad y 1.400 becas para acceder al servicio de comedor.

 

 

 

“Las nuevas becas otorgadas contribuirán a atender la necesidad de estudiantes que no pudieron acceder a los beneficios en la primera convocatoria, así como para ayudar a estudiantes que vieron empeorar su situación económica en este tiempo de pandemia” expresó el Secretario general de Asuntos Sociales, médico Eduardo Cibils.

 

Explicó que de los estudiantes que recibieron las becas de conectividad en la primera etapa, el 91% tuvieron un rendimiento académico destacado, lo que demuestra la pertinencia de esas ayudas otorgadas por la UNNE para favorecer la continuidad de las actividades académica.

 

En tanto, comentó que la segunda etapa de becas de comedor servirá principalmente para ayudar a estudiantes que no volvieron a sus ciudades de origen y continuaron viviendo durante la pandemia en las ciudades de Corrientes o Resistencia, y empezaron a tener complicaciones para afrontar sus gastos.

 

El Secretario General de Asuntos Sociales manifestó que la UNNE tiene como un lineamiento institucional el objetivo de garantizar inclusión social, equidad y bienestar social de los estudiantes universitarios, objetivo para el cual se puso mayor énfasis en este tiempo de emergencia sanitaria.

 

Cibils destacó el esfuerzo de las áreas de Asuntos Sociales y Estudiantiles de las distintas unidades académicas que colaboraron en el proceso de asignación de las becas en el marco de la pandemia.

¿Que opinás ?
Registrando voto...
    Ud. ya ha opinado el artículo
    Comparta con amigos
    Publicite con Corrientes al Día
    Comentarios